Tras una primera etapa de éxito en Holanda, el equipo ARUS participará en la prueba de Alemania de la Fórmula Student, la más importante de esta competición.
El hallazgo puede tener aplicaciones para el tratamiento de enfermedades como el Parkinson y el Alzheimer